Inicio » Favoritos » 13 explosiones de la naturaleza en Islandia

13 explosiones de la naturaleza en Islandia

i43_dettifoss

Entre los casi ciento treinta estados que he tenido oportunidad de visitar hasta la fecha, si tuviera que destacar uno solo por sus valores naturales no me cabe duda de que el elegido sería Islandia. País situado prácticamente en su totalidad por debajo del Círculo Polar Ártico, que divide en dos a la pequeña isla de Grímsey, situada algo al norte de la costa islandesa, cuenta con más de cien mil kilómetros cuadrados de superficie, de origen volcánico en su totalidad. Buena prueba de ello son los más de doscientos volcanes que existen en su territorio, que dan lugar a un promedio de una erupción cada cinco años más o menos.

No resulta de extrañar, por consiguiente, que la mayor parte del terreno esté formado por basalto y lava, con lo que la arena es prácticamente desconocida en su superficie. Menos de una cuarta parte del territorio está cubierta de vegetación y casi un quince por ciento la constituyen lagos y glaciares, muy abundantes estos últimos debido al clima frío que vive la tierra del hielo, que es lo que significa su denominación. No faltan los fiordos en su recortado litoral, ni las montañas en su interior, ni los ríos que cruzan la isla formando espectaculares cascadas. Todo ello da lugar a una naturaleza espectacular, que se pone en evidencia mediante manifestaciones muy llamativas para el visitante en general.

Los espacios naturales de Islandia serán el asunto sobre el que trate el último reto que haremos con el gran viajero y bloguero Jordi Martínez Baylach en este 2016 que está a punto de concluir. Tomad asiento y preparaos para disfrutar de estas apasionantes explosiones de la naturaleza.

i73_gullfoss

Gullfoss: Literalmente cascada dorada, Gullfoss está situada en el cañón que forma el río Hvítá al suroeste del país. Consta de dos saltos, el primero superior a los diez metros y el segundo de más de veinte, que dan como resultado un caudal medio de casi ciento cincuenta metros cúbicos por segundo en época de deshielo. Forma parte del denominado Círculo Dorado, ruta turística muy popular en Islandia.

i34_myvatn

Víti: En realidad, en Islandia existen dos cráteres volcánicos conocidos como Víti, que significa infierno. El que mostramos aquí está situado en el interior de una caldera volcánica denominada Krafla, todavía activa y cuyo último episodio eruptivo tuvo lugar hace aproximadamente treinta años. Este cráter es muy renombrado por el lago de tonalidad verdosa que almacena en su interior.

i82_thingvellir

Almannagjá: Aunque se considera a Islandia parte de Europa, en realidad la isla está distribuida entre el continente europeo y el americano. Sucede esto porque el lugar denominado Þingvellir sirve como frontera a las placas tectónicas Euroasiática y Americana, dando como resultado diversas fallas en la zona. La más grande de todas es conocida como Almannagjá y en ella la deriva continental es claramente apreciable.

i42_dettifoss

Dettifoss: Cascada más caudalosa no solo de Islandia sino de toda Europa, Dettifoss llega a alcanzar un caudal medio de quinientos metros cúbicos por segundo en verano. Está situada al noreste de la isla y la forma el río Jökulsá á Fjöllum, que se dirige hacia el norte proveniente del glaciar Vatnajökull y con más de doscientos kilómetros de recorrido es el segundo río más largo del país. Tiene una caída de unos cuarenta y cinco metros y una anchura superior a los cien.

i28_myvatn

Mývatn: Con aproximadamente cuarenta kilómetros cuadrados de superficie, Mývatn se encuentra entre los lagos más grandes de Islandia. Su denominación se traduce como lago de los mosquitos, debido a la abundancia de estos insectos que existe en sus orillas. Buena parte de ellas está formada por humedales, que atraen a una considerable variedad de aves acuáticas. Uno de sus desagües forma el río Laxá, famoso por la calidad de sus salmones.

Vatnajökull: Entre los diversos glaciares que existen en Islandia, Vatnajökull es el mayor con mucha diferencia. No solo de este país nórdico, sino también de Europa en volumen. Está situado al este de la isla y ocupa un área de más de ocho mil kilómetros cuadrados, equivalente a provincias españolas como Málaga o Valladolid. Para hacerse una idea del hielo que acumula, cabe mencionar que en algunos puntos éste llega a alcanzar un kilómetro de espesor.

i37_myvatn

Dimmuborgir: Campos de lava creados por erupciones sucedidas hace unos dos mil años, Dimmuborgir significa literalmente fortaleza negra debido al color oscuro de ese material. Al enfriarse la lava existente en la zona se crearon numerosas oquedades y formaciones rocosas que recuerdan a los restos de una antigua fortificación, de ahí también el nombre. Se calcula que el lago formado tras la erupción debía tener al menos diez metros de profundidad pues ésa es la altura que alcanzan algunos de los pilares hoy día.

i25_godafoss

Goðafoss: Situada al norte del país, Goðafoss debe su nombre a una curiosa leyenda. Al parecer, fue en esta zona donde el gobernante Þorgeir Ljósvetningagoði hizo oficial la cristianización de Islandia a comienzos del segundo milenio de nuestra era. Para demostrar que iba en serio, lanzó los ídolos que tenía en casa a la cascada, que desde entonces es conocida como cascada de los dioses. La forma el río Skjálfandafljót al despeñarse desde una altura de unos doce metros.

i70_kirkjubaejarklaustur

Kirkjubæjarklaustur: La erupción más violenta de la que se tienen registros en Islandia fue protagonizada por el volcán Lakagígar a finales del siglo XVIII. Lo fue tanto que provocó una hambruna en todo el mundo que duró tres años y acabó con la vida de varios millones de personas. La lava llegó justo hasta el lugar denominado Kirkjubæjarklaustur, algo así como iglesia del convento de la granja, donde se detuvo justo a las puertas del templo. Hoy día abundan allí los campos de lava solidificada, que en primavera aparecen cubiertos por el musgo que representa la mayor parte de la vegetación del país.

i67_jokulsarlon

Jökulsárlón: Pequeño lago originado por el glaciar Breiðamerkurjökull, que a su vez emerge del Vatnajökull, Jökulsárlon tiene una superficie de unos veinte kilómetros cuadrados, que se van incrementando debido a los efectos del calentamiento global. Su fondo alcanza los doscientos metros en algunas zonas, con lo que es uno de los más profundos del país. Presenta la particularidad de contener numerosos icebergs, de diferentes formas y tamaños, que llegan hasta él procedentes del glaciar que lo alimenta.

i71_skogafoss

Skógafoss: Cerca de la punta sur de Islandia, el río Skógá compone la cascada del bosque, que es lo que significa Skógafoss, ya muy próximo a su desembocadura en el Atlántico. Con aproximadamente sesenta metros de caída es una de la más altas del país y probablemente sea también una de las más bellas entre las numerosas que existen en la isla. Frecuentemente rodeada de vegetación herbácea en primavera, donde no es infrecuente ver animales pastando, ofrece una imagen bucólica al visitante.

i31_myvatn

Námaskarð: Zona de evidente actividad volcánica junto a la caldera conocida como Krafla, Námaskarð es un compendio de fumarolas, manantiales de agua caliente, pequeñas lagunas sulfurosas y estanques de lodo. Las constantes emisiones procedentes del subsuelo han dado lugar a una ausencia total de vegetación, debido a la acidez del terreno. Por el contrario, la abundancia de minerales garantiza un caleidoscopio de colores a todos los que se acercan a contemplar este paisaje cuasi lunar.

i76_geysir

Haukadalur: Si hay un fenómeno natural que identifique a Islandia, ése es el de los géiseres. Tanto es así que uno de ellos, denominado Geysir a partir del verbo geysa, que significa erupcionar, fue el que dio origen a ese término. Está situado en el valle de Haukadalur, al suroeste del país, y se trata del géiser más antiguo que se conoce. Lamentablemente, no es fácil verlo entrar en acción pues sus emisiones son irregulares y a veces desaparecen durante años. Por suerte, su vecino Strokkur entra en funcionamiento cada pocos minutos y asegura al extasiado visitante la contemplación de esta auténtica explosión de júbilo de la naturaleza.

Podéis ver los trece espacios naturales elegidos por Jordi aquí.

Anuncios

7 pensamientos en “13 explosiones de la naturaleza en Islandia

  1. Pingback: 13 espacios naturales de Islandia que no te puedes perder.

  2. Menudo lujo de lista! Hemos coincidido en varios de los lugares y me alegro que hayas incluído la falla de Almannagjá, un lugar que me parece sobrecogedor. Fíjate que yo me quedé sin acercarme al Viti y eso que lo teníamos a 20 km, pero se me hizo tarde (que no no de noche, desde luego).
    Tengo dudas pero supongo que lo que tu llamas Námaskarð es lo que yo he denominado Hverir. También había una zona muy semejante a unos 30 km de Reikiavik, pero era más impresionante esta de Myvatn.
    Y por último, comentar que me quedé con ganar de poder visitar Landmannalaugar, pero sin 4×4 era complicado. Veo que, probablemente, tampoco llegaste hasta allí.

    Me gusta

    • Sí, Námaskarð y Hverir son el mismo lugar. No sé la razón por la que lo denominan de manera tan diferente, pero es una zona volcánica cercana a la gran caldera de Krafla. Uno de los lugares que más me impactó en Islandia, dicho sea de paso.

      Creo que debería haber diversificado más esta vez, como tú has hecho. Me he centrado demasiado en las cascadas (una de mis manifestaciones naturales favoritas) y he olvidado otros lugares que también hubieran tenido cabida. Pero han quedado dos listas bastante completas y entre ambas hemos cubierto buena parte de los puntos de interés en el país.

      Lástima que no vierais el cráter Víti. merece la pena sobre todo por el color del agua de la laguna, es muy atractivo. Por mi parte, me perdí el Kerid, que también parece estar muy bien.

      Landmannalaugar son palabras mayores, lo dejaremos para otro viaje. 🙂

      Muchas gracias por tu comentario y un abrazo.

      Me gusta

  3. Bueno tras un parón lectura bloguera vuelvo a las andadas. Islandia es un país que no conozco, no sé el motivo por el que los países “nórdicos” no me llaman la atención y no están en un lugar preferente de mi lista de pendientes; aun así, como ya le he comentado a a Jordi Islandia es el que más me llama la atención por toda la actividad geotérmica que tiene (Yellowstone me dejó boquiabierta en ese sentido). Cuando me decida a viajar por allí me volveré a pasar por las dos entradas a anotar todo lo que aconsejáis, que ya he visto que coincidís en varias paradas. Te ha quedado una lista de lo más interesante. Un abrazo y felices fiestas!!

    Me gusta

    • Cuando viajo suelo tener un perfil más bien cultural, como creo que es tu caso. Sin embargo, Islandia está entre mis lugares favoritos del mundo porque, en mi opinión, es algo único, que hay que ver al menos una vez en la vida. Resulta difícil expresarlo con palabras, probablemente aquí apliquen de manera mucho más fehaciente las imágenes y las mías no son muy buenas, pero es algo espectacular. Si se me permite una comparación, diría que es a lo natural lo que Italia es a lo cultural. Tienes que verlo con tus propios ojos, no te decepcionará.

      Muchas gracias por tu comentario y un abrazo.

      Me gusta

  4. Bueno chicos, al final me habéis dado el empujoncito que me faltaba y 2017 será el año de Islandia. Muchas gracias por la información!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s