Perdida y hallada en el templo

El día había amanecido lluvioso en Kioto. Finalizaba un verano que daba sus últimos coletazos con rabia y los restos de un tifón, habituales en esa zona de Japón por tales fechas, descargaban con fuerza sobre la ciudad. Sigue leyendo

Anuncios